Que es el punto ciego?

El lado izquierdo de mi Gol está completamente arruinado.  No fue un choque, sino más bien un empujón.

Manejar por Av. Gaona, en zona oeste, es una aventura comparable con el dakar. Esquivar los pozos se transforma en un juego en el que vas a perder, indefectiblemente, ya que el nivel de dificultad supera el escalafón de “experto” en la tercera curva.

No hay nada peor que estar apurado y conducir tu auto por Gaona. Está claro que la velocidad y el esquive, no son amigos.

De todas maneras, siempre estoy apurado, asi que más de una vez (por no decir siempre), conduje a altas velocidades por esa avenida. Nunca sospeché que la rotula de mi rueda derecha estaba a punto de soltarse, sobre todo porque no tenía idea que mi auto tenía rodillas. Pero esa es otra historia.

 

Manejando por Gaona, era pleno mediodia de un Domingo y todos parecíamos estar llegando tarde a algún lado. A pesar de ser una avenida, siempre hay coches estacionados de los dos lados, por lo que una fluida arteria se transforma en una vena saturada de colesterol.

Como Michael Douglas en esa pelicula en donde tiene un mal día porque no le dan un tostado en Mcdonalds, decidí decir “basta”. Había mejores cosas para hacer ese Domingo en vez de estar perdiendo el tiempo entre el embrague y la primera. Determinado, me propuse rebasar la fila de autos que se blandía adelante mío, conduciendo un largo tramo en contramano y de esa manera ahorrarme un minuto y medio. Un minuto y medio que me costó 4 mil pesos.

Antes de cometer tal ilegalidad, verifiqué los tres espejos como es debido. Primero el derecho, despues el del medio y por ultimo el izquierdo. Todo estaba dispuesto para mi delito vehicular. Pegué el volantazo, pero con la mala suerte de que tres autos atrás, alguien más había visto la pelicula de Michael Douglas. Me arruino todo el costado izquierdo del auto. Desastre.

Mientras miraba la cara de la dueña del local donde fuí a parar con el golcito, pensaba: “Pero si yo vi por los espejos… Que hice mal?” Además de intentar rebasar en contramano a 6 autos, claro.

Me olvidé de considerar el punto ciego. El punto ciego es el enemigo de los rebasadores como yo.

Que es el punto ciego?

Punto ciego. Punto ciego. Punto ciego. Punto ciego. Creo que ya lo dije lo suficiente.

 

El punto ciego del conductor remite a un angulo de visión que resulta inaccesible para los espejos retrovisores.

2012-Volvo-V40-blind-spots

Debido a la configuración standard de los espejitos, queda muerta una porción de nuestra visión periferica. Por lo que recomiendo prestarle especial atención a este punto cuando se maniobra en rutas y avenidas.

 

505409_886210_2870_2126_07A1235

 

Este video explica un poco más sobre este inexplorado tema.

 

Hoy existen muchas soluciones para este tema, entre ellas existen sensores que te avisan con una señal sonora la aproximación de otro vehiculo desde esta zona invisible. Otra de las soluciones, estoy seguro que la vista mil veces pero nunca supiste que tenía relación con esto:

blind spot

Se trata de esos espejos que se pegan o instalan arriba del espejo original y ayudan a cubrir el ángulo que se devora el punto ciego.

Se consiguen en cualquier casa de repuestos y es ultra recomendables conseguirlos.

 

Si hubiese visto este blog antes de ver la peli de Michael, me hubiese ahorrado una fortuna en chapista.

De nada.

 

El improvisado.

Mecánicos en Caba:

Leave a Reply